Seis minutos y dieciséis segundos sin respirar

Abajo estoy concentrada y me sobrecoge la sensación de hacer algo único’. Tanya Streeter. Especialista en apnea.

Tanya Streeter, un prodigio mundial en inmersión a pulmón.

Sólo una mujer puede presumir de tener un récord del mundo absoluto, mejorando los registros de los hombres. Se llama Tanya Streeter, es conocida como la ‘mujer-delfín’ y es capaz de dominar su respiración como nadie.

Ha sido calificada como ‘el ser humano más parecido a los delfines’ y sus cualidades como apneísta (submarinista a pulmón libre) la hacen merecedora de ello.

Tanya Streeter es la única mujer que posee en la actualidad un récord mundial absoluto, el que logró el año pasado en la modalidad de peso variable alcanzando una profunidad de 122 metros, pero sus cualidades físicas van mucho más allá.

Por: aquaxel

Su capacidad para superar los límites del cuerpo humano es tal que se confiesa capaz de aguantar la respiración 6 minutos y 16 segundos. Algo que para el resto de los mortales parece imposible y que ella hace como entrenamiento para seguir adelante con su carrera en busca del récord. No es una exageración. Para ser capaz de bajar hasta esos 122 metros, o incluso más abajo, necesita recurrir a técnicas de respiración y entrenamiento específico.

El secreto de la apnea, esta especialidad en la que el objetivo es permanecer el mayor tiempo posible bajo el agua, o bajar lo más abajo posible, según la modalidad, es controlar la respiración de tal forma que hasta el ritmo cardíaco se ralentiza al máximo.

Streeter, por ejemplo, puede llegar a quedarse en 15 pulsaciones por minuto en los casos más extremos de inactividad y profunidad, como es la modalidad sin límites, en la que Tanya también es recordwoman mundial y tuvo el registro absoluto con 160 metros hasta el año pasado.\par  Nacida en la isla caribeña de Gran Caimán, Tanya explica con naturalidad como consigue mantenerse con vida en situaciones de escasez extrema de oxígeno.

‘La parte inferior de los pulmones es la más eficaz, pero normalmente respiramos empleando sólo el 30 por ciento de nuestra capacidad pulmonar, precisamente la parte superior. Desplazando los intestinos con el diafragma hago sitio para que el aire llegue hasta el fondo’, dice después de hacer un ejercicio en el que su vientre se hincha como un globo tras contraerse hasta el límite.

¿Una sirena predestinada?

Su entrenamiento se compone de un 60 por ciento de trabajo en gimnasio, similar al que hacen los atletas de velocidad, con repeticiones y levantamiento de pesas aguantando la respiración. El objetivo es que el músculo sea capaz de responder en estados carenciales de oxígeno, para poder subir a la superficie tras romper el récord. Luego, hay un 10 por ciento de trabajo en piscina, aguantando la respiración y haciendo metros bajo el agua. El 30 por ciento restante son ensayos en el mar.

Desde pequeña, estaba llamada a pasar gran parte de su vida bajo el agua.

‘Hasta los 13 años no tuve televisor, así que la única diversión que teníamos en la isla era el mar’.

Ahora es la mejor del mundo, es embajadora de la firma de relojes Tag Heuer (como Woods, Marion Jones o Coulthard) y da conferencias sobre sus gestas y medio ambiente como hizo en Madrid el pasado sábado.

Aquí os dejamos una interesentasíma charla suya, en el TED Austin:

8

Aventura en alta mar con un catamarán

Nueve y media de la mañana. Los turistas esperan en el puerto de Cambrils. Delante, el catamarán más grande de España, recién salidito del horno, esperando. Es la primera excursión del día para la tripulación de Cataventure, la empresa propietaria del barco. Habrá otras dos más, a las 12:30 horas y a las 15:30.

Llega la hora y la gente se apresura a subir para adueñarse de uno de los 125 asientos, ansiosos de disfrutar de una mañana a mar abierto. Todo a un módico precio de 23 euros, con barra libre de refrescos y cerveza fresquita incluidos.

Un catamarán precioso

Tiene tan sólo tres meses de vida. Sus tripulantes, Pitu Pedrell, Peter Boviig, Sergi Marimon y Pep Figuerola fueron a recogerlo a un puerto de la costa atl.ntica francesa y ahora lo pasean orgullosos por la Costa Dorada. La criatura pesa 37 toneladas, mide 25 metros de largo por 12 de ancho, tiene un mástil de 28 metros y sus velas  marconi, para los más entendidos  se apoderan del  viento con sus 400 y 100 metros cuadrados.

Por: Frédéric BISSON

Se trata del catamarán más grande de España y su oficio es el turismo.

El único problema: no cualquiera podría aparcarlo a puerto, hay más de 25 parámetros distintos para atracar un barco de estas características.A bordo, cada miembro de la tripulación tiene su tarea.

El cambrilense Pitu es especialista en vela, catering y rock & roll, es decir, es el que pone la música que ameniza la travesía, además de hablar inglés. Peter, de Vilafortuny, es el mecánico y habla perfectamente flamenco y francés. Sergi, de Salou, es el buceador y domina el alemán y el inglés.

Y Pep, a parte de ser el patrón del barco y hablar inglés, francés, y un poco de ruso y finlandés, es el que tiene más experiencia, sobre todo en la marina mercante y los tres últimos años en barcos de recreo. Todos ellos tienen una característica en común: practican el surf o el wind-surf.

De esta manera, todos estamos acostumbrados al agua y sabemos como reaccionar en cada momento , cuenta Pep. A la tripulación les acompaña una guía, la joven rusa Irina Namestnikova, que es de gran utilidad para relacionarse con los turistas que proceden del este de Europa.El origen de los turistasLas nacionalidades de los usuarios que viajan en el catamarán suele se muy variada.

Los que quizá más abundan este año son los finlandeses, los franceses y los rusos.  Concretamente, en esta excursión nos acompañaban una familia procedente de una localidad del norte de Rusia, Tolyatty.

 

Al matrimonio, compuesto por Nickolay y Natalya, les acompañaba su hija, Helen y una amiga de esta, Anna. Por casualidad, Vera, otra de las turistas también era rusa y procedía de Moscú. Todos ellos se mostraron encantados con el viaje y Natalya confesó que  el viaje con el catamarán es una oportunidad única para navegar con un barco de estas características. Se tiene que vivir una experiencia como ésta, es fabuloso .

El destino que emprenderá el catamarán es el secreto mejor guardado de la tripulación. Y es que no puede saberse hasta última hora, porque un barco de sus dimensiones depende casi por completo de las condiciones meteorológicas, más concretamente del viento, que es quien marca la dirección de la travesía.

Esta vez, el viento nos lleva desde el puerto de Cambrils hasta Cap Salou, donde el catamarán echa el ancla y la gente puede tirarse al agua y disfrutar del fondo submarino de la Costa Dorada, con unas gafas y un tubo, que te prestan encantados a bordo.Para los que pidan más Cataventure, a parte de las tres excursiones diarias de tres horas de duración, ofrece otro servicio todos los miércoles de verano, para los que les guste vivir todo un día en alta mar.

El destino esta vez es el Delta del Ebro y los turistas pueden disfrutar de pan y croissants hechos en la cocina del catamarán (el encargado de prepararlos es Pitu) y de una barbacoa a bordo. El precio de todo el día es de 73 euros. Es una buena manera de vivir otro día de playa.

El Día del buceador reunirá a más de 200 aficionados vascos en Santurtzi

El evento, que se celebra por segunda vez en la localidad marinera, reunirá a más de 200 aficionados a las actividades subacuáticas procedentes de diversos puntos del País Vasco y también de comunidades vecinas.

«El objetivo del encuentro es fomentar la práctica de esta especialidad deportiva y darla a conocer al gran público», explicó ayer Natalio Eguiguren, presidente del Club Aketxe, organizador de las jornadas.

Santurtzi acogerá este fin de semana el VI Día del Buceador en Euskadi.

En este sentido, tendrá especial significación los bautismos subacuáticos , que permitirán disfrutar de su primera inmersión a 60 personas no iniciadas en esta disciplina. La actividad se desarrollará a las 10.00 horas el domingo en el polideportivo.

Por: Daniel Lobo

Los organizadores también han programado dos salidas para una treintena de buzos experimentados a la zona de Zierbena.

Según Eguiguren, el número de aficionados en Euskadi alcanza los 3.500. El programa se completa con pases audiovisuales de filmaciones subacuáticas, exposición de fotografías, charlas y una muestra de trajes de supervivencia en el mar.

Programa de buceo

ETB-2 ofrece esta noche, a partir de las 21,55 horas, dentro del espacio ‘‘Convivir con el riesgo’’, los testimonios de bomberos, buceadores o alpinistas que se enfrentan cada día a situaciones límite.

El programa dará paso a un reportaje sobre personas que han llevado sus obsesiones hasta llegar a modificar su cuerpo para llegar a parecerse a lagartos, gatos o leopardos.

En ‘‘Convivir con el riesgo’’ Ana Urrutia irá presentando a profesionales y deportistas que viven situaciones en las que el cuerpo humano llega hasta el límite de su resistencia. Así, se podrá conocer que la resistencia cardíaca de los bomberos llega al límite cuando se enfrentan a las llamas o que, curiosamente, el elemento contrario al fuego, el agua helada, también puede causar un efecto parecido en el corazón y puede ser tan mortal como las abrasadoras llamas.

Por: Nestor Galina

 

Para ello se recogen los testimonios de bomberos y de una nadadora de largas distancias que es capaz de nadar durante más de diez horas en aguas gélidas, desafiando al frío y al cansancio.

El espacio, el medio más hóstil

También se podrá conocer cómo hacen frente los astronautas a las condiciones del espacio exterior, el medio más hostil que existe para el ser humano. Ahí afuera, los rayos del sol queman más que el agua hirviendo.

Y la sombra provoca temperaturas de cientos de grados bajo cero. No hay oxígeno ni presión. En ese entorno el ser humano sí que está totalmente indefenso.

Alpinistas, submarinistas, escaladores y otros deportistas aficionados a deportes extremos irán desfilando por el programa y narrando alguna de sus experiencias más impactantes.

El programa dará paso a un reportaje en el que sus protagonistas son personas que han llevado su obsesión hasta cotas realmente alucinantes, hasta llegar también a convivir con el riesgo.

Un buceador irundarra bate el récord de profundidad

El espeolobuceador irundarra Martín Burgui batió el pasado sábado el récord estatal de profundidad en cuevas al lograr sumergirse 120 metros.

Pedazo de récord

Burgui mejoró así en veinte metros la anterior marca. El espeolobuceador irundarra realizó su inmersión en el sifón de Fuente Azul, en la localidad burgalesa de Hortigüela. La sima se convierte así en la más profunda de las exploradas hasta ahora en el estado.

Por: Andy Blackledge

El buceador irundarra no alcanzó el fondo del sifón de Fuente Azul, por lo que no descarta regresar para para avanzar en su exploración.

Burgui reconoció que había sido «muy peligroso» y explicó que para aguantar a esta profundidad es necesario ir provista con botellas que contienen varias mezclas de gases  denominadas trimix y nitrox, así como oxígeno puro para la descompresión.

El buceador irundarra asegura que para este tipo de inmersiones no es necesario «estar físicamente impresionante, sino que sobre todo hay que estar psicológicamente preparado, porque es terrible». El espeleolobuceador afirmó que  la inmersión «es como estar en otro mundo, como si estuvieses en Marte».

Burgui afirmó que el año que viene intentará de nuevo sumergirse solo si dispone de la financiación sufieciente.

El equipo que apoyó a Burgui estaba compuesto por buceadores y espeleólogos de la sociedad Izurde, de Hondarribia, a la que pertenece Burgui, el grupo de espeleología Tritón de Iruñea y la Sociedad Edelweiss de Burgos.

Y de regalo, un caramelito que vimos con Alvaro el otro dia…Maldivas…

A